Los 10 mandamientos del buen freelance

Postado em - Última vez Modificado em

Los trabajadores cada vez están más familiarizados con la palabra freelance, Y es que más allá de una "moda" el trabajo autónomo se está convirtiendo en un "modo" de vida.  Este tipo de autoempleo es la solución que están encontrando cada vez más profesionales a la crisis y a la falta de empleo a jornada completa. Pero ya no solo eso. Muchos han encontrado en el trabajo freelance su único modo de subsistencia, algo que está suponiendo para los trabajadores una vía para organizarse mejor su tiempo siendo sus propios jefes. Pero ser freelance no es una tarea fácil, por lo que desde el Centro de Estudios Financieros (CEF) han elaborado un decálogo con “Los mandamientos del Freelance”. Una pequeña guía con los puntos clave a tener en cuenta para desarrollar la actividad profesional freelance de manera exitosa. Nosotros los hemos resumido en estos diez mandamientos: 1. Pensar en “montar algo” no es suficiente: Tienes que tener muy claro tu proyecto y a qué quieres dedicar tu tiempo, antes de decidir hacerte freelance. Debes marcarte unos objetivos, plantearte qué medios vas a necesitar y establecer una área de trabajo. Y sobretodo ¡muchas ganas! 2. Aprende a manejar el miedo y el fracaso: El miedo es un sentimiento que nos acompaña siempre que empezamos algo nuevo. La clave está en aceptarlo, asumirlo y aprender a controlarlo para evitar que no te impida actuar. En cuanto al fracaso debes tener presente que es una posibilidad y una oportunidad de corregir errores, aprender y empezar de nuevo con más fuerza. 3. Sal de tu zona de confort: Si decides hacerte freelance, no te cierres puertas. Debes explotar aquellas habilidades o trabajo del que te consideres un especialista pero debes tener en cuenta que para llegar a realizar algo que realmente te apasiona, antes quizás debes desempeñar otras tareas menos apasionantes. Todo llega.  4. Vigila tus finanzas: Ahora no contarás con un sueldo fijo a final de mes, sino que cobrarás según lo que trabajes. Debes aprender a planificar con tiempo el trabajo que te vaya entrando, administrar tus ganancias y ahorrar para aquellos periodos en los que tengas menos ingresos. 5. Gestiona tu tiempo: Para un freelance, aprender a gestionar su tiempo es esencial. Debes distribuirlo de modo óptimo y racional, priorizando los proyectos que más puedan interesarte o que puedan derivar en mayor trabajo en el futuro. Es preferible llevar a cabo un proyecto a tiempo completo que querer abarcar demasiado trabajo y no llegar a los timings de entrega. 6. Vende, vende, vende: Lo más complicado cuando empiezas trabajando freelance es encontrar clientes. Por ese motivo debes destinar parte de tus esfuerzos en una labor comercial propia. Date a conocer, crea un portafolio, informa de tus servicios, etc. 7. Ponte en contacto con otros trabajadores: Teletrabajar evita las distracciones propias de una oficina, pero no poder interactuar con compañeros puede ser a veces duro. Trabajar desde una cafetería o espacios de coworking puede ponerte en contacto con gente interesante para establecer futuras relaciones laborales. También puede ayudarte a mantenerte al día de las novedades de tu sector, estar registrado en redes sociales como LinkedIn o participar en foros especializados. 8. Aprovecha las épocas sin trabajo: Agosto, Navidad, el mes de enero... tener épocas de poco trabajo no es ninguna tragedia. No te estés de brazos cruzados y aprovecha las épocas de "vacas flacas" para planear nuevos proyectos, contactar con clientes o simplemente, tomar un descanso o unas vacaciones para recargar pilas. 9. No dejes de reinventarte: Lo peor que le puede pasar a un freelance es quedarse estancado. En el mundo actual quién no se renueva, fracasa.  Hay que avanzar, investigar, reciclarse… No dejes de evolucionar o corres el riesgo de quedarte atrás. Fórmate, aprender conocimientos y habilidades nuevas es la mejor manera de crecer como profesional. Si amplias tus competencias podrás alcanzar nuevos horizontes y desarrollar nuevos y mejores proyectos. 10. Alíate con la tecnología: Las nuevas tecnologías son tus aliadas en esta mini empresa donde trabajas solo. Redes sociales, software, APPs, recursos en línea pueden suplir la falta de recursos humanos. No importa cual sea tu especialidad, actualmente existen multitud de herramientas 2.0 y softwares que te ayudarán a realizar mejor tu actividad profesional. Fuente: CEF / Foto: Bigstock

Inscreva-se Agora para Atualizações Semanais

Mantenha-se atualizado com os melhores artigos na Comunidade do Freelancer. Subscreva agora para o melhor Design, Desenvolvimento, e conteúdo Freelance a cada semana.

Próximo Artigo

La wikinomía y el trabajo 3.0. Capítulo 1